Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2013

Caserío Zumitza

Imagen
En el término municipal de Alkiza, cercano al monte Txurro, en el barrio de Sakamidra, se encuentra este viejo caserío Zumitza.

Cueva Unanue Zar

Imagen
La cueva de mayor desarrollo de Donostialdea se encuentra en el barrio de Añorga, junto al camino Errotazar bidea que nos lleva al caserío Unanue zar. Ubicada en lo que parece una pequeña cantera que hace tiempo dejó de explotarse y en la zona alta de la misma cuenca de la que recibe las aguasel sumidero Matxitxu(que lleva también la denominación de un caserío de la zona) con el que conecta y a través del cual se puede acceder, según me han asegurado. La cueva Unanue zar o Unanue zahar koba , tiene su entrada (cerrada con puerta de barrotes por lo que más adelante explicaré) en un amplio agujero que cae metro y medio para empezar a desarrollar sus 250 metros, con varias salas de diferentes tamaños, pasillos en los que apenas hay que agacharse y trepadas no carentes de dificultad y que además se encuentran aseguradas en su paso con materiales en muy malas condiciones. En sus diferentes salas se observan multitud de grabados en la pared de visitantes con poca conciencia, así como espel…

Akaitz txiki 2

Imagen

Akaitz txiki III

Imagen
Se sitúa en la ladera SE. del monte Akaitz Txiki. Esta pequeña cavidad apareció al efectuar el desmonte para la construcción de la pista forestal que de Maomendi va a Iruerreketa. Una grieta que se amplió en la pared para que pasara una persona y comprobase su desarrollo de apenas 4 metros hasta hacerse impracticable. Por una grieta entre coladas se aprecia salida de aire, que seguramente discurre hasta un lenar de la superficie.

Iruerretako kobea

Imagen
En la falda del Akaitz txiki, junto a la cuenca de gran belleza que conforma con el Akaitz, llamada Iruerreketako, se encuentra esta pequeña cavidad: Iruerreketako, marcada con la nomenclatura de AK66 correspondiente al orden de un estudio realizado en su día sobre el Urgoniano sur de la Sierra de Aralar. Se accede a través de una grieta angosta, un pequeño resalto de metro y medio te sitúa en una única salita, con cantidad de piedras y algún esqueleto (dos de zorro) que desciende ligeramente. Abajo tras una roca se abre una diminuta salita. Hay también una galería con muy poco desarrollo y ascendente a la izquierda de la sala y una fisura al fondo impracticable.